Login / Registro
El presidente de la Confederación ha propuesto el impulso de la marca Andalucía
Notas-Prensa, Noticias

LA CEA HA PRESENTADO EL INFORME SOBRE LAS PRIORIDADES EMPRESARIALES ANTE UNA NUEVA LEGISLATURA POLÍTICA EN ANDALUCÍA

El presidente de la Confederación ha propuesto el impulso de la marca Andalucía

• La CEA ha elaborado un documento de propuestas para los partidos políticos ante la convocatoria de elecciones al Parlamento de Andalucía

El presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía, Javier González de Lara, ha presentado hoy a los medios de comunicación, en conferencia de prensa, el “Informe sobre las prioridades empresariales ante una nueva legislatura política en Andalucía”. En este acto, el presidente de la CEA ha estado acompañado por uno de sus vicepresidentes, Julián Gómez Gotor, y el presidente del Consejo Empresarial de Economía, Financiación y Fiscalidad de Pymes de la CEA, Manuel Ángel Martín López.

Con ocasión de la convocatoria de elecciones al Parlamento de Andalucía, la CEA ha elaborado un documento de propuestas para los partidos políticos, que ha sido conocido y aprobado por el Comité Ejecutivo de la Confederación, y se ha trasladado a las organizaciones territoriales y ellas, cada una en su ámbito, realizarán una lectura provincial del mismo.

El documento, que se desarrolla en diez puntos principales o decálogo, parte de una premisa general que se traslada a los partidos políticos: “crear empresa es crear empleo”. Cualquier propuesta política para Andalucía debe tener, según la propuesta de prioridades empresariales de la CEA, como criterio orientador facilitar la creación y permanencia de la empresa en Andalucía. El informe concluye que, como ha manifestado de manera reiterada la Confederación, Andalucía debe ser un lugar idóneo para la inversión. Y que los partidos políticos no pueden olvidar que sus actuaciones y decisiones cuando gobiernan afectan, siempre, positiva o negativamente, a la actividad económica.

El presidente de la CEA ha hecho hincapié en que es imprescindible que las actividades productivas puedan desarrollarse en las condiciones (entorno socioeconómico y marco institucional) más favorables posibles, algo que no será posible sin contar con la sensibilidad y el apoyo de nuestras instituciones públicas que deben actuar desde un múltiple objetivo, que pasa por cuatro palabras clave: atractivo, competitividad, igualdad y cohesión.

Atractivo para generar confianza en nuestras posibilidades, dentro y fuera de nuestras fronteras. Competitividad para impulsar la actividad productiva y la creación de nuevas iniciativas empresariales. Igualdad para luchar contra el desempleo y la exclusión, y cohesión para reducir los desequilibrios internos. En el logro de estos objetivos, el desarrollo empresarial actúa como instrumento básico y fundamental, por lo que la estrategia en política económica pasa por crear más y mejores empresas, y hacer más competitivas a las empresas existentes.

Impulso a la marca Andalucía.

Andalucía debe dotarse de una imagen de marca de Andalucía, que responda a la realidad y el día a día de la comunidad al objeto de poner en valor nuestra tierra, nuestra sociedad y nuestras posibilidades. Desde Andalucía tenemos que construir una nueva imagen propia y global de Andalucía, más moderna y más fiel a nuestra realidad, y más favorable a la empresa, el empresariado y a la actividad productiva.

Para ello, hay que crear una OFICINA DE LA MARCA ANDALUCÍA que contribuya a homogeneizar mensajes y acciones, que permita superar los tópicos clásicos (la siesta y la fiesta) y modernos (la corrupción y la indolencia o el subsidio) que contaminan la imagen que desde otros territorios se tiene de Andalucía y no se corresponden con nuestra realidad. Una oficina profesionalizada, gestionada desde el mundo privado que incluya a todas las administraciones, que marque objetivos medibles y que extienda su labor al objetivo principal de mejorar el atractivo de la Comunidad Autónoma.

Decálogo de las prioridades empresariales.

1. Actuar en clave “país”. Generar confianza. Reforzar el atractivo de la comunidad para la inversión y nuestra competitividad como sociedad.

2. Exigencia de lealtad y coordinación entre administraciones y refuerzo de la participación y el diálogo social.

3. Garantía de la seguridad jurídica en el ejercicio de la actividad, mediante la armonización, simplificación, claridad y estabilidad normativa, y la exigencia de su cumplimiento.

4. Funcionamiento eficiente de la administración. Transparencia, rigor, agilización y eficacia. Restructuración del sector público y disminución de la morosidad pública.

5. Dejar el protagonismo a los sectores privados de la economía y en la provisión de servicios básicos a la ciudadanía.

6. Impulso a las actividades empresariales desde la mejora de la financiación y la fiscalidad relativa a la empresa.

7. Impulso público al desarrollo tecnológico, la investigación y la innovación para la empresa, la formación en capacidades y la promoción internacional de la pyme.

8. Fomentar la cultura de la empresa en la sociedad andaluza, especialmente en las etapas educativas y formativas.

9. Industrializar Andalucía y revitalizar la inversión productiva para recuperar la construcción.

10. Impulsar sectores estratégicos de desarrollo con alto valor añadido y generadores de empleo.

Sobre el autor

Otras Publicaciones